General

Me cuesta tanto olvidarles…

Escrito por Covadonga / 4 de febrero de 2009

La historia comienza cuando un adolescente de 17 años, llamado José María Cano, conoció a Ana Torroja en la facultad de ciencias económicas. Comenzaron a tocar juntos, la cosa parecía funcionar, pero no sería hasta 1979 cuando se deciden a formar Mecano con la llegada de Nacho Cano, el hermano de José.

Pijos, blanditos y alejados del punk

Corría el año 1982, La Movida estaba dando los primeros pasos que la convertirían en uno de los movimientos culturales más importantes de nuestra historia. Era su momento. Los tres “chavales”, José María, Ana y Nacho habían comenzado su imparable camino hacia la conquista del mercado discográfico.

Estribillos pegadizos que obtuvieron el éxito de inmediato. Se les tildó en un primer momento de niños pijos y blanditos (comparándolos con el resto de grupos que estaban surgiendo, era algo normal). El tiempo, sin embargo les dio su sitio, catapultándoles a los primeros puestos de las listas de ventas y a grabar su nombre en el recuerdo como uno de los mejores grupos de pop español de todos los tiempos.

Desde su primer álbum, lanzado al mercado en 1982, el trío vendió 25 millones de discos, lanzando éxitos como: Cruz de navajas, Hijo de la luna y Me cuesta tanto olvidarte.

En un principio fue Nacho Cano el que llevó el peso de las letras de las canciones hasta que José María se mostró como una fuente inagotable de recursos musicales. Entre el cielo y el suelo fue su declaración de intenciones.

Canciones como Me cuesta tanto olvidarte, No hay marcha en Nueva York, Maquíllate o Hijo de la luna  permanecen grabadas a fuego en nuestras memorias.

El principio del fin del sueño

En el verano de 1992 habían forzado tanto la máquina, realizando giras agotadoras e interminables, que Ana Torroja contrajo una laringitis crónica. Poco después, ambos hermanos se enfrentaron en una lucha de egos y el grupo se separó en la práctica. Fue en el año 1998 cuando editaron el disco doble Ana|José|Nacho, una selección de canciones que fue el adiós definitivo de Mecano. José María Cano abandonó el grupo, por problemas familiares, a su hijo le diagnosticaron El Síndrome de Asperger y jamás volvieron a escena juntos.

Tras su separación en el año 1998 fueron muchos los fans que imploraron su vuelta y a pesar de que hubo conatos de reencuentro, éste no terminó de fructificar nunca.

Tags: , , , , , ,

No hay comentarios

No comments yet. ¿Quieres dejar un comentario?

Leave a comment